WHILE SHE SLEEPS (GBR) + ROLO TOMASSI (GBR) + AGAINST THE WAVES- Madrid – 17/01/2018

Enlaces:

Con un contundente sold out para un miércoles de enero nos encontramos con un Teatro Barceló ansioso por pasar una noche de esas que se recuerdan.

Puntualmente hacen acto de presencia los madrileños AGAINST THE WAVES y su metalcore con toques electrónicos, que poco tienen que envidiar a los grandes exponentes del género, y consiguen desde el minuto uno que la gente no solo coree sus letras, sino que también se anime a realizar pequeños moshpits y headbangings dando aún más ánimo si cabe entre las filas de la banda. Gracias a canciones míticas en su repertorio como “Lost in the fire” y “Commited to fiction”, entre otras, y a un público entregadísimo, fueron creciendo por momentos hasta ofrecernos un prólogo perfecto a lo que estaba por venir.

Casi sin pausa aparecen en el escenario unos ROLO TOMASSI bastante sobrios presentando su estilo post-hardcore muy experimental en un inicio un tanto confuso y descoordinado, y lo que creíamos era un calentamiento se tornó en línea general de su actuación.

Una Eva Spence entregadísima con sus bailes eclécticos, rozando la dulzura y el estilo más punk, comenzó sufriendo problemas en el sonido de su micro, que era apenas audible y no permitió apreciar sus guturales más rabiosos, especialmente durante los primeros minutos. Este contratiempo afectaría también a su hermano, el teclista James Spence, que ejercía como segunda voz y tenían más comunicación entre ellos que con el propio público. En contraste las voces claras de Eva Spence funcionaron mucho mejor, acercándose a las expectativas que había sobre ellos.

En conjunto fue una actuación agridulce en la que estos factores se convirtieron en una serie de catastróficas desdichas que hicieron que el grupo no se pudiera lucir, como vienen haciendo en su trabajo de estudio, dejando una sensación extraña en el ambiente y diversidad de opiniones.

Un poco antes de lo previsto comienza a notarse la revolución que se esconde en el backstage. Entre aplausos y ovaciones WHILE SHE SLEEPS carga el escenario con “You are we”, tema de su último disco homónimo, como presentación y reencuentro con una audiencia familiar que le abre los brazos de par en par tras su decisión de convertirse en un grupo independiente, creando su propio camino en el mundo de la música, agradeciendo bien empezado el concierto el apoyo recibido desde su emancipación.

Si algo caracteriza a la banda en directo es el nervio que desprenden todos los componentes, que no dejan de moverse e interactuar desde el primer acorde hasta el último, como demuestran las habituales escapadas de sus miembros más allá del escenario, entre las que destacan las de Aaran McKenzie, mezclándose entre los asistentes para tocar los últimos compases de “Death toll” acabando en medio de un moshpit bajo en mano; y especialmente las de su vocalista Lawrence “Loz” Taylor, que no deja un momento para la relajación con sus múltiples piruetas y escaladas por todo el teatro, alguna de ellas dignas de Al filo de lo imposible, convirtiéndose en una pesadilla para el personal de seguridad de la sala. Pudimos disfrutar viéndole hacer crowdsurfing en numerosas ocasiones, subirse a los amplificadores y trepar con la ayuda del público hasta el palco, situado al menos a tres metros del suelo, con un intento de salto del ángel desde dicha altura finalmente abortado. Paseando entre los enormes altavoces que colgaban del palco llegó a desconectar el cableado del sistema de iluminación del escenario, tras lo cual las luces quedaron fijas. No contento con semejante despliegue de imprudencia decidió regresar para intentar sin éxito remediar las consecuencias de su escalada, volviendo al escenario llevado en volandas.

Menos atrevidos pero igualmente entregados Sean Long y Mat Welsh no dejan de moverse y saltar al ritmo de la música, siendo éste último especialmente comunicativo y expresivo, que no dudó en defender a algunos de los jóvenes que subieron, como es habitual en el último tema de sus espectáculos, mientras un miembro de seguridad les increpaba de manera agresiva, todo ello sin dejar en ningún momento de seguir tocando la guitarra.

A pesar del excelente sonido, en términos generales, en más de una ocasión éste falló, ya no solo el micrófono sino el conjunto de instrumentos que quedaron en silencio durante un breve instante en un par de ocasiones, y es verdad que últimamente sus shows están bastante pasados de decibelios. Temas del último disco como “Hurricane” o “Empire of silence” se alternaron con los míticos “This is the six” o “Four walls”.

En cualquier caso, es un concierto en el que lo que menos importa son los fallos técnicos, el juego de luces o la disposición de la sala, porque nunca hay suficiente del quinteto de Sheffield.

En conjunto, asistimos a un espectáculo completo, con unos AGAINST THE WAVES demostrando muy buenas maneras y unos irregulares ROLO TOMASSI que no empañaron el entusiasmo salvaje y la absoluta entrega de unos WHILE SHE SLEEPS que tienen intención de mantenerse en lo más alto durante mucho tiempo.

Comparte:

COMENTARIOS