WARFIELD (DEU) – Call to war, 2014

Enlaces: Facebook Youtube

warfield01Tras el nombre de WARFIELD se encuentra una banda alemana de thrash metal contemporáneo de concepto belicista aún muy joven: formada en 2012 según la información disponible, lanzaron una demo ese mismo año seguida de este EP en 2014 que funciona como una suerte de carta de presentación de una banda aún en sus primeros pasos.

Seguramente un nombre como WARFIELD os suene bastante típico para una banda de thrash metal. Por desgracia, no es lo único típico en este lanzamiento. Call to war es un EP de sólo cinco temas, dos de los cuales ya aparecían en la demo (“Killing ecstasy” y “Martyr“), en los que sólo el primero supera apenas los cuatro minutos de duración. En ellos el grupo presenta un thrash que recuerda al estilo alemán clásico de los primeros KREATOR o DESTRUCTION con algunos rasgos que lo acerca a grupos como SLAYER. Nos encontramos, pues, ante un ejemplo común de retro-thrash.

Para mí siempre ha sido un problema en la mayoría de los grupos de thrash del siglo veintiuno el desajuste que parece haber entre el proceder exagerado y agresivo del género y los métodos de producción modernos. Parece que en la actualidad se tiende a priorizar las producciones limpias y coordinadas, consiguiendo normalmente un sonido pesado y contundente pero en mi opinión poco enérgico. En los ochenta sucedía al revés: se dejaba un margen para el error humano y los discos transmitían energía y adrenalina.

Desafortunadamente WARFIELD no escapan a este efecto. Todos los temas se mantienen en tempos rápidos, pero no tanto como para llegar a esa sensación de descontrol que transmitía en su momento gente como SLAYER. Yo particularmente no me siento muy contento con esta tendencia moderna, pero esto es cuestión de gusto personal. Pienso que a WARFIELD le falta ese punto extra de agresividad y sobre todo esa energía primaria que para mí es la esencia de este estilo.

Por lo demás los temas son muy parecidos entre sí, tanto en la tendencia a mantener tempos rápidos como en la estructuración de las composiciones. El EP no consigue mostrar demasiadas facetas diferentes del grupo. Sí hay algunas intenciones melódicas interesantes y también algunos desarrollos instrumentales cortos pero efectivos en temas como “Killing ecstasy” o “Under the surface“, que se convierten en mi opinión en los mejores momentos del disco, pero no creo que se enfaticen lo suficiente como para basar la identidad del grupo en ello.

El nivel técnico de los miembros es bueno pero sin llegar tampoco a ser espectacular. El trabajo de las guitarras es bueno y ofrece riffs efectivos y algunas melodías pegadizas, pero muchos riffs son demasiado convencionales. La voz es rasgada y recuerda a algunos grupos de black/thrash, y es algo más expresiva que la instrumentación, pero la sensación general es la de un producto excesivamente plano.

Call to war es un lanzamiento excesivamente convencional, tanto por su música como por su concepto. Es totalmente aceptable que una banda decida simplemente tocar la música que disfruta, pero para un público que tiene opciones de sobra donde elegir es fácil que un grupo como WARFIELD, en su estado actual, pase desapercibido. ¿Tiene futuro? Seguramente, porque Call to war es fruto de sólo dos años de desarrollo y la banda tiene que crecer mucho aún. Por ello no creo que haya que juzgar precipitadamente un lanzamiento como éste que, siento decirlo, no creo que vaya a cambiarle la vida a nadie. El grupo tiene aún mucho que demostrar, y espero que trabajen para conseguirlo.

firmaantonioandrades

Comparte:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

COMENTARIOS