WALLACHIA (NOR) – Monumental heresy, 2018

Enlaces: Facebook

Podríamos decir muchas cosas por las cuales Noruega es conocida a lo largo y ancho del globo. Los fiordos, el salmón, las iglesias de madera, los vikingos, recursos naturales tales como el petróleo o la energía hidráulica… pero dentro de la escena metal, e inlcuso fuera de ella, Noruega es conocida por dar a luz a uno de los movimientos más potentes y con más adeptos dentro del metal extremo. Todos sabemos que hubo black metal antes y después del Inner Circle, pero no se puede negar la importantísima influencia de la ‘first wave‘, del ‘trve norwegian black metal‘, de los THORNS, MAYHEM, BURZUM, SATYRICON, DARKTHRONE y compañía en la evolución del black metal a lo largo de los años. Además de esto, Noruega también ha visto la creación de bandas pioneras en los sonidos más paganos, como EINHERJER, WINDIR, ENSLAVED, STORM o WONGRAVEN, por poner algunos ejemplos.

Juntando ambas escenas, que por otra parte siempre fueron un poco de la mano, la riqueza que posee este país musicalmente hablando es abrumadora. Teniendo todo esto en cuenta, no es de extrañar que a día de hoy sigan creciendo buenas bandas, o formándose nuevas, que lleven por bandera estos sonidos inspirados por esos grandes pioneros y por el folclore nórdico. WALLACHIA es un buen ejemplo de esas bandas que siguen creciendo a día de hoy. Formada en los 90 como ‘one man band‘ por Lars Stavdal (NO DAWN, ETERNAL DEMENTIA, ex – FOLKVANG) este proyecto se mantuvo en letargo desde 1999 hasta 2005 y acumula en su discografía una demo, un EP y cuatro largas duraciones contando este nuevo Monumental heresy, editado por Debemur Morti Productions.

Me ha gustado bastante este trabajo. Si bien es cierto que investigando sobre WALLACHIA di en Spotify con su anterior LP y con su EP y ya me causaron muy buena impresión, este nuevo opus tiene todo lo que un amante del black metal sinfónico de corte clásico busca en una banda del estilo. La base, puramente blacker, lleva la batuta de este movimiento sin dejar de lado los teclados, importantísimos y perfectamente intregrados en la mezcla y en las composiciones. Como bien percibí con anterioridad en Shunya, su LP de 2012, el papel de las teclas es casi igual de importante que el de las cuerdas, creando atmósferas totalmente majestuosas, paganas y gloriosas. Me ha recordado bastante en este aspecto a los MENHIR del Thuringia o el Ziuwari, aunque por supuesto pueden venir a la mente otras grandes bandas del pagan black metal o del black sinfónico tales como los primeros ARKONA, THYRFING, WINDIR o incluso FINSTERFORST o XIV DARK CENTURIES. La principal diferencia entre la mayoría de las citadas bandas y la que hoy nos ocupa es que en WALLACHIA no hay protagonismo para el folk, sonando por ello bastante más extremos.

En definitiva, un álbum más que digno por el que merece la pena no sólo la escucha, sino también la inmersión total en sus atmósferas y melodías. ¡¡Aparta las drogas a un lado y déjate enganchar por Monumental heresy!!

Comparte:

COMENTARIOS