VHÄLDEMAR + THUNDERHEART + LEATHER HEART – 21/02/15 – Madrid

Enlaces:

Penúltimo sábado de febrero, saliendo del metro de Moncloa a paso rápido y con una sola cosa en mente : heavy metal. Y es que las expectativas de este bolo las llevaba muy altas… Primera vez que veía VHÄLDEMAR y THUNDERHEART en su debut, y por último -y no menos importante- LEATHER HEART, que no los veía desde hace más de dos años. Un concierto organizado por Metal Echoes que merecía su asistencia con creces.

A eso de las escasas 20:00 empezaban a sonar LEATHER HEART, que dejaron bien claro que no son una banda «nóbel» desde hace ya mucho tiempo.

El nivel de estos chavales se puede comparar con cualquier banda de primera del estilo en este país. Ejecución impecable, buena escénica y unos integrantes muy compactos entre sí, y es que se nota que esta banda no lleva tocando desde ayer pese a la edad de sus componentes. Si hay algo que destacar es el estilo propio que dan estos madrileños al género al más puro estilo NWOBHM, sobre todo con los gritos del cantante, una voz impresionante. Como cosa negativa puedo señalar únicamente que el concierto duró muy poco, ya que no se les puede poner ninguna pega más.

Estad muy atentos a esta gente, que después de ganar un «crowdfounding» superando incluso el límite establecido, están inmersos de lleno en la grabación de su siguiente trabajo. ¡Esto promete!

Leatherheart03

Después del descanso saltaron a las tablas THUNDERHEART, el nuevo grupo formado por músicos y ex-músicos de STEEL HORSE, CALIBRE ZERO y WILD.

Empezaron realmente rompedores, pero en cuestión de instantes empezaron a perder todo el «fuelle». Después del sonido tan amplio que dió el anterior grupo, este se quedó muy pobre.

Se echaba de menos otra guitarra y por supuesto una voz con mucho más nivel, gran flojera de este grupo… y es que quizá cantar en algunos géneros de metal sea más fácil que en otros, pero desde luego en el heavy metal no lo es, simplemente el vocalista no dió la talla que exigía el directo. 

Si la expresión que se suele utilizar es que un grupo tiene al público en el bolsillo, se puede decir que THUNDERHEART tienen el bolsillo lleno de agujeros. Al cantante Javier Pastor le costaba arrancar algún grito de ánimo por parte del público, visiblemente aburrido. 

Un debut muy precipitado con un resultado final negativo desde mi punto de vista. Quizá no era aún el día de estrenarse, quizá hacia falta algún ensayo más, quizá algo falló y deben encontrar la forma de arreglarlo. Aun así es una primera toma de contacto como formación, no nos precipitemos… Veremos cómo evoluciona esta banda, que tiene ya fechas programadas fuera de madrid y un LP recién sacado del horno.

thunderheart00

Sin duda alguna, el gran triunfador de la noche fué VHÄLDEMAR. Procedentes de Barakaldo, 15 años sobre las tablas y cuatro trabajos de larga duración a las espaldas, pobre de mí que ni los conocía, pero como dice el refrán; mejor tarde que nunca.

 Quién iba a imaginar lo que esperaba al empezar el show, nada menos que dos horas de éxito imparable. 

La persona que resaltaba por encima de todas las demás es la del cantante y frontman, Carlos. Amistoso y gracioso son palabras que se le quedan pequeñas a este figura que no dejó que el público se amuermase en ningún momento. Y no solo eso se le daba bien, porque menudos gritos que dió, clara y llanamente sensacional. 

vhaldemar06

Sus compañeros no se quedaron atrás, el guitarrista se marcó grandes solos a través de una limpieza brutal al tocar la guitarra. Muy buen «feeling» a la hora de ejecutar los acordes, al igual que el batería que tuvo su momento estrella demostrando sus dotes bajo el foco y la mirada de todos los asistentes.

Se sucedían temazos como “Metal of the world” o “Rock city” y el incansable vocalista seguía corriendo y dándose vueltas por la sala y mezclándose entre el público como si conociese a los asistentes y tratándolos de manera muy cercana. Terminó deleitándonos con una voltereta en medio de la sala, personalmente ya no podía aguantarme la risa. Ese hombre es jodidamente grande, un genio.

Hacía tiempo que no disfrutaba tanto viendo un concierto de metal clásico de una banda nacional. Todo aquel que tenga oportunidad de presenciar un concierto suyo, que ni se lo piense, espectáculo asegurado.

Pocas cosas se pueden decir más de VHÄLDEMAR, es un grupo que va «¡a muerte!» y que nos dió una lección a todos de cómo se da un bolazo de heavy metal en condiciones. Grandes, muy grandes.

firmaruben

Comparte:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

COMENTARIOS