ULTRATUMBA – Secta del odio, 2014

Enlaces: MySpace Facebook

ultratumba05Había ganas de escuchar el primer LP de ULTRATUMBA, una banda salmantina que empezara a dar sus primeros pasos en esto de la música allá por 1994 y que, hasta ahora, se ha ido moviendo en el circuito underground a base de demos y maquetas. La última, de 2010, mostraba a un grupo que, a lo largo de los años, había pasado de sus inicios hardcore a un death metal crudo, sucio y agreste presentándonos una maqueta condenada a escucharse en el alcantarillado y sumideros del subterráneo más enterrado y subversivo.

¿Por qué? Básicamente se trataba de una demo interesante para oídos del metalhead más old school, pero carecía de una mínima calidad de audio. No extrañaba teniendo en cuenta otros grupos de algún componente de la formación (pienso en CRUCIFUCK, STIGMA…), por lo que un servidor entendió, en su momento, que en cierto modo se trataba de algo premeditado. Quizás motivado por falta de recursos económicos, sí, pero asimismo rebuscado para conseguir una crudeza que, entonces, la maqueta conseguía.

En este su primer LP las cosas no cambian en demasía. La calidad de sonido ha mejorado, aunque el grupo haya grabado el disco en su local de ensayo, pero ya es otra cosa. Mantiene esa rudeza premeditada de ULTRATUMBA, pero dota al disco de una calidad sonora aceptable para tratarse de un primer largo.

Musicalmente los tiros no se desvían respecto a su maqueta de hace cuatro años. Influencias de unos primerizos DEATH o de su embrión MANTAS se pueden observar en partes de “Secta de putas”, de los SEPULTURA death en la brutal “Dale pope al Papa”, de los primeros OBITUARY en los temas más pausados como “Tormento” y “Necromantik” (ya en su demo anterior incluían una versión del “Solid state”), incluso de los nacionales OBISPO FORNICADO en “Carnicería en el Vaticano”, por letra y forma.

Incluso hay referencias a los HELLHAMMER y POSSESSED en tramos de “Time to die”, único corte cantado en inglés y que, junto a la extravagante y moderna “Mentira” (que se sale de la consistencia formal del disco), ponen la nota curiosa a un cd que apuesta por el death metal más sucio y cabrón, ese que sigue escuchándose en las alcantarillas del subterráneo aunque, esta vez, con una mejora en la calidad de audio. Aun así, sigo en mis trece al pensar que me gustaría escuchar al grupo en un buen estudio y con una mejor producción. Quizás, eso es cierto, perdería su idiosincrasia…

firmatopo

Comparte:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

COMENTARIOS