THE AMENTA (AUS) – Revelator, 2021

Enlaces:

Formados a finales de la década de los 90, los australianos THE AMENTA regresan para presentar su nuevo trabajo de estudio titulado Revelator. No es una banda prolífica, obcecada en a sacar discos a porrillo. Prueba de ello es su corta discografía. Este nuevo lanzamiento supone el cuarto en los más de veinte años de formación, si bien es cierto que cuentan con algún parón de por medio en su carrera. En lo musical, podemos decir que practican un death metal industrial con alguna que otra influencia del black metal. Pero más allá de estilos, el sello principal de los australianos parece ser el de la experimentación. Digo parece porque confieso que Revelator ha sido mi primera toma de contacto con ellos.

El disco tiene una duración de cuarenta y cinco minutos distribuidos en un total de nueve canciones. No es un trabajo extenso. Aun así, la lentitud generalizada de los temas hace que el tiempo se ralentice aparentando ser más largo de lo que es. Este rasgo se hace más evidente en temas como “Silent twin” o “Twined towers”, siendo este último el más extenso del disco con una duración superior a los ocho minutos. Un corte atmosférico que poco a poco va ganando intensidad y de la misma forma la va perdiendo para finalizar con una melodía sintetizada, lejana e hipnótica.

Las composiciones del álbum no se limitan exclusivamente a seguir unos cánones establecidos por un estilo concreto, sino que se los salta, de manera reiterada, para fusionar la dureza del death metal con un sonido industrializado y generar atmósferas incómodas. La escasez de melodías claras, un sonido en apariencia atonal y el uso constante de disonancias convierten a Revelator en un disco denso, agónico, donde lo que te atrapará será su música enfermiza. Y es que la mayoría de los temas tienen un punto de locura, unos estallidos violentos y caóticos que me han recordado a los británicos ANAAL NATHRAKH, aun siendo propuestas completamente distintas. En “Psoriastasis” nos encontramos con el máximo exponente de ello. Hablando de evocaciones, otra de las bandas que han venido a mi mente han sido los noruegos ENSLAVED. En esta ocasión, el culpable es el sonido de las guitarras rítmicas que encontramos en temas como “Sere money” o el ya mencionado “Twined towers”.

Seguramente, debido a las peculiaridades comentadas, Revelator no sea un disco fácil y que atrape en una primera escucha a menos que estés predispuesto a ello. No obstante, no te deja indiferente y a medida que le vas dando nuevas escuchas consigue transmitirte ese punto de locura enfermiza presente en todo el álbum.

Comparte: