ROBERT JON & THE WRECK (USA) – Glory bound, 2014

Enlaces: Facebook

robertjonandthewreck01Sé que el disco que nos ocupa fue grabado en el verano pasado y editado en noviembre de 2014, y que el grupo ya ha abandonado España tras su gira de once fechas por la piel de toro, pero creo que nunca es tarde para reseñar un, aunque disperso, buen trabajo de rock clásico.

Llegados de la baja California, y formados en febrero de 2013, pocos meses después el grupo edita su EP debut Rhythm of the road, producido por Warren Huart (THE FRAY, AEROSMITH) y masterizado por Robert Vosgien (SMASHING PUMPKINS, NO DOUBT). Se nota que mimaron todos los detalles para entrar por la puerta grande en la escena rockera californiana y, en cierta forma, lo consiguieron: entre otras cosas consiguieron el título de “Mejor banda de directo” en los premios Orange Country Music de 2013, con nominaciones en las categorías de “Mejor banda de rock” y “Mejor banda de blues”.

Así, esta formación novel, aunque integrada por músicos veteranos, se encerró en el estudio en verano de 2014 para grabar su álbum debut, Glory bound, contando de nuevo para ello con Warren Huart en las labores de producción, en los legendarios Sunset Sound Studios (LED ZEPPELIN, PRINCE, THE DOORS) y que, finalmente, vio la luz en noviembre de la mano de Teenage Head Music,

Y la verdad es que el resultado es notable. Solo a nivel de sonido se advierte que éste es muy orgánico, muy natural y de directo, y ¿qué decir a nivel musical? Talentoso, aunque personalmente veo demasiada dispersión dentro del rock clásico que practica la banda. Desde referencias sureñas (guitarra slide), pasando por el hard rock añejo (no solo por el órgano Hammond en la mayoría de las canciones, sobre todo en “The devil is your only friend”), sino por la influencia JIMMY HENDRIX en “Steppin’”, hasta un sonido más actualizado con similitudes a los últimos discos de BON JOVI (pienso en “Blame it on the whiskey” o “When I die”).

Todo ello sin dejar de lado la referencia BOWES & MORLEY en este último tema, o los toques soul que aporta Nicole Vaughn en su colaboración vocal en “Mary Anne”. O, sin ir más lejos, los matices funk en “Georgia mud”, con esa base rítmica más que contundente. De hecho soul y funk se funden de manera interesante en “Let her go”, corte que me recuerda a algunos discos de TOM JONES.

Por lo demás destacan la balada “Glory bound” y los movidos “Cold night” y “Gypsy of love”, dos de ellos situados en el cierre de un álbum que se podría encuadrar dentro del rock clásico de los 70’s, pero que también bebe mucho del blues de unos JOHNNY FONTANE AND THE RIVALS y del rock de unos THE BLACK CROWES, sin olvidar matices de otros estilos. A fin de cuentas rock, del disfrutado con un Bourbon al lado y en buena compañía. Hace pasar un rato interesante, que a veces es más que suficiente. No más.

firmatopo

Comparte:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

COMENTARIOS