PARTY ANIMALS (ITA) – Light a fan cool, 2014

Enlaces: Web Oficial Facebook Twitter

light a fan coolYa tenemos el primer larga duración de los italianos PARTY ANIMALS, un cuarteto formado por dos mujeres y dos hombres. Tras su EP Rock and roll, editado en 2012, la banda lanza este álbum de diez temas.

¿Qué nos podemos esperar de Light a fan cool? Pues mucho alcohol,mucha estética glamera y sexo apresurado en carretera. Para escuchar este cd más vale cardarse la melena a conciencia y embutirse en unas mallas de leopardo para meterse en el papel. Un hard rock ochentero. Un disco que se pasa rápido, sin apenas altibajos y sin ninguna sorpresa. La calidad de la grabación podría mejorarse, si bien la energía que la banda aporta es una declaración de guerra para futuros trabajos.

“Fuck you baby” inaugura el disco. Un tema enérgica con coros femeninos algo desafinados, riffs pegadizos y un derroche de potencia por parte de la vocalista. El estribillo es estridente, pero muy pegadizo. El siguiente tema, “Damned road” nos pone nostálgicos con unos ritmos que evocan a  AC/DC, pero en versión chapucera y con un sonido más sucio, sin embargo el inevitable efecto tras escucharla un par de veces es estar todo el día tarareándola. 

“Set me free” suena puramente a THE DONNAS , punteos estridentes, más coros femeninos, y el estribillo es pegadizo a más no poder. Excelentes puentes y una batería que no pierde fuerza en ningún solo segundo, al igual que el bajo. “A new day” es un  medio tiempo cuya  calidad de grabación podría mejorar bastante, aunque las intenciones son buenas.

“I wanna get it all” nos evoca una miscelánea de  THE RUNAWAYS  y AIRBOURNE, sin embargo no nos ofrece nada nuevo y se hace algo repetitiva, como un hit de THE RAMONES. El álbum prosigue con “Hellfire”, que con su tonadilla de  you make me feeeeel aliiive y su rollo glamero transmite muy buen rollo y ganas de agarrarse el paquete mientras la tarareas en la ducha. 

“Lace and spurs” única sopresa del álbum. Tiene un cierto toque popero, más light que el resto del álbum, pero no deja indiferente porque su sonido es, sin más, muy agradable. Todo un acierto que en cierta manera encaja bien en el disco, aunque la vocalista decae un poco en este tema. No está nada mal el momentazo de voces a capela, muy sentimental todo,yo la incluiría como banda sonora de película yankee en el típico momento estrella en el que la rubia y el guaperas se reconcilian

“Whiskey sour” ofrece un contraste bestial con su predesora. Por primera vez los hombres hacen acto de presencia con unos coros fuertes, punteos brillantes y un sonido clásico que no suele fallar para los amantes del rollo ochentero old school.  Seguimos con “Party Animals”, una canción podría estar incluída en el ¡Ladran, luego cabalgamos!, el intento de Txus di Fellatio por parecer un cuarentón de titanio putero con su banda BURDEL KING. Sin embargo la canción no deja de ser más de lo mismo, tiene un ritmo pegadizo y consigue su objetivo: Hacerte sentir el cowboy from hell más malote del lugar.

“Light a fan cool”  pone el colofón al álbum de larga duración con un estribillo contundente, un desenlace de lo más apropiado. 

Hard rock golfo italiano para todos los amantes del género. Toda una gozada que se siga haciendo esta música en esta década, pero la banda podría apostar por algo más trascendental para el próximo trabajo. Sin duda les toca pulirse un poco como primerizos que son, y cuidar un poquitín más los arreglos técnicos. Por lo demás, a quien le apetezca disfrutar de una fiesta animal, este es su disco. 

 

 firmaclara

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Comparte:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

COMENTARIOS