OLVIDO – Cupido|Mors, 2016

Enlaces: MySpace Facebook Twitter BandCamp

olvido_cupidoimorsSi 3 años atrás, la banda de Roses (Girona) OLVIDO nos llevaban de luto, haciendo un repaso a las 5 fases del duelo teorizadas por la psiquiatra Kübler-Ross, en 2016 cumplen una década de vida; para ello, nos presentan su tercer álbum de estudio  Cupido|Mors. Un doble CD que, como la portada, tiene  dos caras en lo musical, pero con un denominador común: una teatralidad oscura. Y es que para este nuevo trabajo, no abandonan los ambientes oscuros y góticos que ya nos ofrecieron en Luto, ahondando en los bajos instintos del ser humano. Sin duda, la voz de Néstor Mors dota al disco de dicha teatralidad. Una voz peculiar y limpia -con una vocalización muy marcada-  hacen que la mayor parte del tiempo, su interpretación parezca más teatral que la de un cantante al uso.

Como decíamos, el LP tiene  2 caras distintas, con 8 temas cada una e igualmente difíciles de etiquetar. En la primera, nos encontramos canciones con constantes giros. Por lo general, encasilladas en un metal más bien clásico, con sonido moderno, bien arropado por arreglos de teclados y sintetizadores. Temas con melodías pegadizas, riffs directos y pesados que tienden a endurecerse,  coqueteando descaradamente con el black metal cuando menos te lo esperas. Este bien pudiera ser el caso del cuarto corte “Troyano”. Sin embargo, también podemos encontrar influencias del death melódico en algunos riffs recordando a IN MOURNING, como es el caso de “Caronte”, o bien en la versión de cierre del primero de los discos, que como ya hicieron con “La Mataré” de LOQUILLO, han conseguido apoderase -en el buen sentido de la palabra- y hacerse suya la canción “Somnis entre boires” de la banda catalana SANGTRAÏT.

En el segundo disco, nos encontramos con unos temas más pausados. Quizá, para el gusto de algunos bajen demasiado las revoluciones, pudiendo resultar menos accesible a primera escucha. Sin embargo, se hace difícil no quedar atrapado desde el primer minuto por “Aedes”, una canción para la cual, la cualidad de belleza cobra todo significado. Una vez preso del particular universo creado por OLVIDO, resultará ardua tarea abandonarlo, y más aún cuando enfrente tienes cortes como “Perros negros” o “Soma”.

En esta segunda parte de Cupido|Mors, el sonido es mucho más limpio, electro-acústico, con un desarrollo de las canciones más gradual, y un mayor número de detalles. A lo largo del disco viajaremos en una montaña rusa, capaz tanto de sumergirte en atmósferas angustiosas, inquietantes y asfixiantes, como de elevarte hasta el nirvana. Todo esto gracias, en parte, a una buena producción, que de paso sea dicho, me ha traído a la mente el trabajo Adelante Bonaparte de la banda barcelonesa STANDSTILL. Poco o nada tienen que ver entre sí; sin embargo, la solemnidad que consiguen impregnar a los temas, la forma gradual de como estos van ganando intensidad, y la infinidad de detalles que vas descubriendo en cada escucha, hacen posible estas extrañas asociaciones.

Nunca resulta fácil sacar un álbum doble, sin caer en el error de añadir canciones de relleno. Para ello, hay que tener las ideas claras, y hallarse en un buen estado de forma compositivamente hablando. Este parece ser el caso de OLVIDO Cupido|Mors, trabajo en el cual no sobra nada, y donde podremos encontrar cantidad de referencias mitológicas y literarias. Aunque a menudo, el éxito parezca que se deba únicamente al antojo de los dioses, encomendar Cupido|Mors a la diosa Fortuna, sería en parte una injusticia. OLVIDO ha puesto en marcha la batalla, poco puede hacer ya por su destino, salvo defenderlo honradamente con su única arma, el directo. En frente, un enemigo despiadado, el público. Y como juez, el más implacable de todos, el tiempo. El único capaz de dictaminar si Cupido|Mors hará, o no, honor al nombre de su creador.

firmapedro

Comparte:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

COMENTARIOS