NORUNDA (Int) – Irruption, 2017

Enlaces: Facebook BandCamp

NORUNDA es una joven banda hispano-portuguesa-finlandesa, creada en 2016 por Rubén Cuerdo (ex-BLAST OFF). Junto a Rubén completan la banda Pedro Mendes (W.A.K.O., SULLEN) y Marcelo Aires (SULLEN, PÄODEMÓNIO, COLOSSO, etc.).

El trío ha publicado Irruption a través de Suspiria Records. A pesar de la corta existencia de la banda, el álbum contiene 10 cortes.

Hay muchas cosas a destacar en este álbum y una de ellas es que se nota una cierta ‘cocción a fuego lento’, si se me permite la expresión, de las distintas canciones que lo forman. Con riesgo a repetirme, debo volver a señalar que la banda fue formada en 2016, por este hecho sorprende que estemos ante un disco tan maduro donde se han seleccionado los tiempos adecuados para corte, su orden, y diría que, sin saberlo a ciencia cierta, se puede intuir el proceso de refinación de cada uno de los riffs y sus cambios.

Este álbum, y esto es una opinión personal, me transporta a esos sonidos de thrash de principios de los 90, y anteriores, con toques de lo mejor de aquella época como MEGADETH, METALLICA, SLAYER, etc. (aunque seguramente ‘lo mejor’ es un término subjetivo que en cada persona varía enormemente). Me gustaría apostillar que no esperes ese disco de thrash frenético que te viene a la mente hoy en día al nombrar el estilo, como podría ocurrir con bandas como CRISIX o ANGELUS APATRIDA. La velocidad del LP no es apresurada, sino que posee bastantes partes de lo de se definen como “medios tiempos” y NORUNDA no ha dudado en tomarse el tiempo necesario en hacer introducciones y duraderas porciones de música instrumental.

Por su parte, la voz, que no llega a ser melódica o armoniosa, posée un feeling que engancha y te resulta pegadiza, familiar, como si la escuchases a diario en la radio. Quizá esto también es subjetivo porque al relacionarlo mentalmente con esos timbres de Hetfield, Mustaine, etc., para mi que soy un fan de ellos, lo hace sobresaliente.

La producción del disco es además fina, pulida, limpia e inmejorable. Irruption debería ser un ejemplo para otros grupos en este apartado y estudiarse en las aulas de sonido del país como objetivo a cumplir en lo que grabación y producción se refiere. Buena culpa de ello tendrá, supongo, a parte de la calidad al grabar de los músicos, la mano de Pedro, que además de tocar el bajo es productor.

 

Comparte:

COMENTARIOS