NAPALM TED (FIN) – Cesspool of human mind , 2021

Enlaces:

Portada del EP Cesspool Of Humanity de Napalm TedNormalmente, todos sabemos que existe un proceso llamado hibernación en el que algunos animales disminuyen su gasto de energía sumiéndose en un letargo que dura un buen tiempo. Es una característica que todo el mundo suele relacionar con los osos, y no es para menos; es el animal que siempre te ponen de ejemplo para explicar dicho proceso. Bien, resulta que existe cierta banda con nombre de osito de peluche a la que este proceso se la suda o no sabe que existe siquiera. Lejos de mostrar signos de desgaste, parece volverse más creativa. ¡Incluso en tiempo de pandemia! Esta banda es NAPALM TED. Me voy a ahorrar presentaciones. Más que nada porque en Subterráneo están muy cubiertos y servidor ha contribuido a ello. Si hay curiosidad y os interesa, ya sabéis, ¡leed! Que siempre viene bien y de paso descubriréis un grupo que mete mucha tralla sin cuartel.

Solo un año después de su anterior disco y respectivo split nuestro querido osito vuelve a las andadas con un EP. ¿Novedades?  Se sigue apostando por el death metal en detrimiento de otros géneros, aunque siguen bañándose en alquitrán cada vez más caducado lleno de grumos y empeñándose en caerse de bruces contra el suelo de forma sádica, disfrutando del daño causado y salpicando con el líquido asqueroso a todos los pobres desgraciados que haya por los alrededores. La opresión de la atmosfera se ha convertido en un recurso que, si bien no sustituye a la violencia, sí la vuelve más hostil y dañina para las formas de vida que dependen de ella para vivir, compenetrándose a la perfección y añadiendo todo lo que se pudo ver anteriormente en Drop Attack.

Lo mejor es que al osito se le ve más diestro y siniestro en estas tesituras, demostrando una destreza que hace evidente, entre otras muchas cosas, que se están volviendo mejores músicos. No lo digo yo, lo dicen los propios temas. Si bien nunca ha sido una banda especialmente técnica ni creo que lo sea en un futuro, cada vez se les da mejor la tanda de tonterías que tienen como ideas, al alejarse de los principios que demostraron en su anterior split y que manejaban en sus primeros trabajos. Se ve que saben aprovechar los formatos en los que deciden lanzar su música y que hacen lo que les pide el cuerpo en el momento. Sinceridad ante todo; por eso y por su autenticidad, convencen con creces.

Su capacidad de levantar su música a nuevos niveles, moviéndose siempre por los mismos lugares y estilos recónditos además de pútridos, es alucinante. En este EP en concreto se han empeñado en sonar más aprensivos y demoledores de forma forzada y resacosa. Ganan cierta desolación y atmosfera incrementada diferente a la vista hasta ahora. Esto era en parte por la locura disonante predomínate que géneros menos presentes aquí, como hardcore o powerviolence, suelen manejar de forma más personal, se ha perdido. No es necesariamente algo malo, pero sí es un lavado de cara mas propio del death metal. Curiosamente he notado que instrumentos como el bajo son más audibles al perder lo otro. ¿Será casualidad o algo hecho aposta? Ya lo iremos viendo.

Supongo que el osito seguirá sin hibernar visto que no muestra signos de desgaste. Sea como sea, es un placer haberlos traído a esta diabólica casa en lo que parece ser una colaboración que puede ser calificada de blasfemia. Si queréis tralla rápida no os lo penséis, echadles un vistazo. No os decepcionaran. Si os decepcionan es que estáis fatal o no es lo vuestro, lo que me hace preguntarme entonces qué hacéis perdiendo el tiempo en Subterráneo.

Comparte: