MENTALIST (int) – Freedom of speech, 2020

Enlaces:

Portada del álbum Freedom of Speech de Mentalist

Con una portada muy de la época dorada del genero que vengo a desgranar hoy, logo clásico y el sugerente nombre de Thomen Stauch (batería de BLIND GUARDIAN desde su debut Battalions of fear hasta A night at the opera) como principal reclamo publicitario se me presenta este debut. Desde luego la cosa promete y, en efecto, no defrauda. Siempre y cuando tengas claro a lo que vas. De no tener claro esto último, olvídate de disfrutar de este disco y pon tu atención a otra cosa. MENTALIST es un grupo que sabe lo que hace y lo que quiere. Lo único a lo que aspira es seguir haciendo girar la rueda con una propuesta que conocemos a la perfección. Una que lleva girando demasiado tiempo sin alterar los resultados lo más mínimo. ¿Para que cambiar una fórmula que funciona a la perfección? Primera y no última pregunta del millón de dólares.

Nunca he tenido problemas con esto último, y menos cuando el factor veteranía entra en juego, como es el caso. Si bien hay un nombre conocido y reconocido, todos los integrantes cuentan con la suficiente experiencia de anteriores bandas como para que ocurran algunos posibles resultados: que sea bueno, satisfactorio, un chasco o una simple anécdota sin pretensiones. En este caso podemos encontrarnos con un resultado satisfactorio, pero se nos viene la segunda eterna pregunta de otro millón de dólares. ¿Hasta cuánto se puede explotar este estilo? Al parecer siempre, ya que si bien el estancamiento lleva años presenciándose en multitud de bandas, siempre habrá fans que compren la moto y traguen con gusto sean conscientes de esto o no. Esto no es una critica, ¡es una realidad! Una de la que formo parte al escuchar este tipo de bandas descritas y traer este simpático debut a vosotros. Por lo tanto no juzgo, solo expongo una situación.

MENTALIST responde afirmativamente a ambas preguntas tanto para bien como para mal en todos los aspectos. Su sonido se podría definir a grandes rasgos como una mezcla de HELLOWEEN en los dos Keepers y IRON MAIDEN. Afortunadamente son lo bastante listos como para variar ligeramente su propuesta en diferentes canciones a lo largo del disco sin renunciar jamás a los grandes clichés de cómo debe sonar el power metal. Personalmente disfruto de la vertiente más keeperiana, americana y, cómo no, de la doncella de hierro. Es por eso que canciones como «Freedom of the press«, «Life» (mucho tufo a Powerslave pasado por filtro power), «Digital mind» (doble bombo a tope y velocidad feliz a tope) y «Your throne» ponen las pilas hasta al ser vivo más desganado de este puto mundo de locos.

Curioso me ha resultado que hayan metido detallitos sinfónicos y teclados. Más que nada porque no brillan especialmente y, en general, quedan bastante ocultos en la mezcla de sonido, no permitiéndoles tener protagonismo. No me parece muy lógico. A mí esto no me supone ningún problema especialmente ya que el power metal europeo (donde destacan estas cosas) no entra en mis preferencias. Muy bien se tienen que implementar estos sonidos para que me cundan, pero no sé, se me hace raro, porque si bien detecto que cumplen bien su función con creces en determinados momentos o canciones como «Isolation» (un medio tiempo con aires de balada que cumple su propósito y deja muy claro por enésima vez la gran voz que tiene el vocalista Rob Lundgren), no puedo dejar de sentirlo como un aporte poco efectivo, descuidado y puesto por poner. Viene bien como curiosidad y para los que disfruten con este tipo de sonoridades. No obstante, me gustaría ver un mejor equilibrio o un claro decantamiento en un futuro disco si es posible.

Si hay algo que podemos destacar es el apartado letras, que no son mi punto fuerte y mucho menos en un estilo tan trillado como este. Sin ser nada nuevo, sí que se alejan bastante de los temas de fantasía recurrentes y se meten en temas políticos/sociales. Detalle curioso viniendo de una banda de power metal. También destacan los toques étnicos, tribales y orientales de «Price of time«. Ecos de bandas como MYRATH y CONCEPTION harán acto de presencia, dejándonos ver de esta manera (por un breve momento) que las influencias y gustos musicales de los integrantes de la banda no son tan predecibles como parecen a simple vista.

¿Trabajo genérico donde los haya? Desde luego. ¿Disfrutable a pesar de esto? Sin duda. ¿Que bien podrías buscar bandas novatas como veteranas con la misma propuesta y haciéndolo incluso mejor? Indudablemente. Este trabajo no pasará a los anales de la historia, pero hará que los seguidores del estilo disfruten una vez más pasando un buen rato. Si quieres tirar a lo seguro este es su disco; esa es la conclusión con la que se puede resumir el disco rápidamente. De ti depende decidir si eso es lo que buscas en este momento o no.

Comparte: