LAGUNA – La palabra dormida, 2014

Enlaces: Web Oficial Facebook Youtube Twitter

laguna03La palabra dormida es el segundo disco de este grupo de Madrid. Y para entenderlo hemos de contextualizar el contenido del mismo.

Ante todo estamos delante de un disco que rebosa toques de pop, clásico y por supuesto emana rock por todos los poros de su piel, además de jugar con pequeñas dosis de metal. Todo ello basado en unas letras muy literarias, rebosantes de poesía, sentimientos, situaciones de inquietud identificables por cualquiera de nosotros… en las cuales juegan con un sinfín de matices, colores y tonalidades. Si le añadimos una base musical muy variada en su estilo, encontramos una fusión que emana elegancia y sutileza artística. Ellos se definen como un grupo de rock simbolista.

Para haceros una idea de lo que vamos a encontrarnos, simplificando mucho, es como si mezcláramos en un matraz a HÉROES DEL SILENCIO, ELEFANTES, PEARL JAM o HIM, lo decantáramos y durante el proceso final, le agregáramos la poesía de la generación del 36 y ciertos toques sutiles de metal al estilo de SÔBER o SKIZOO. Todo ello se presenta con una increíble labor en la producción y masterización de Santi Fernández, batería de LOS SECRETOS, y Denis Blackham (T-REX, BRIAN ENO, BLACK SABBATH, JIMI HENDRIX…), respectivamente, y una no menos impresionante portada de Virjinia Glück.

Hagamos una presentación formal del grupo. Ellos son Víctor Fraile (voz, guitarra y piano), Marcos Vega (bajo), Carlos Vega (guitarra) y Javier Aparicio (batería).

Tras un EP, Siete nombres para lágrimas y un larga duración, Octubre en las heridas, fueron adquiriendo notoriedad dentro del panorama español al ganar eventos del nivel del I Certamen de Música Acústica, organizado en el barrio de Malasaña por Espacio Pozas y la Cruz Roja, el XII Concurso de Bandas organizado por la sala Silikona de Madrid o quedar finalistas del cuarto concurso de bandas por la sala TAF entre más de cien participantes.

Destacar un solo tema de los doce que componen la totalidad del disco, es una labor imposible, porque todas encajan en el contexto de la perfección artística con que el grupo ha querido facturar su obra.

Por un lado, los más cañeros, hard rock e incluso con toques metaleros tenemos a “Mi voluntad”, “Sin saber tu nombre”, “Arde”, “Anémico amnésico”.

Por el otro, temas suaves, elegantes con una gran carga de lirismo y emoción, encontramos a “Un ángel”, “Después de ayer”, “Hombre” (la única letra no compuesta por el grupo, sino que es un poema de Blas de Otero), “Tan lejos del mundo”, “Nana del recuerdo” (impresionante letra), “Las razones que imagino”, “Diciembre” y “Credo”.

En resumen, lirismo y armonía musical al servicio del arte, en donde sentimientos, sueños y angustia se dan un profundo abrazo con melodías, contundencia y energía. Si la música se basa en todo lo anterior, ellos han dado con la fórmula. Os recomiendo su escucha. Lo encontrareis gratificante.

 firmachris

 

 

 

 

 

Comparte:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

COMENTARIOS