JAMES WILLIAMSON (USA) – Re-licked, 2014

Enlaces: Web Oficial Facebook Twitter

jameswilliamson01No creo que Iggy Pop esté muy satisfecho de la salida de este álbum. Lo digo porque, aunque se edita el próximo 29 de octubre bajo el nombre del guitarrista que compuso el mítico Raw power (1973) junto a él, y no como THE STOOGES (grupo de ambos en aquella época y la actual), la orientación de los temas, y sobre todo el sonido, dista bastante de aquella vieja grabación.

Re-licked (2014) es una revisión de dieciséis canciones que quedaron fuera de aquel mítico álbum, uno de los discos pioneros del punk rock. Y si bien el lavado de cara de aquellas composiciones, que han sido escuchadas antes en bootlegs y lanzamientos no oficiales, no es, en cuanto a estructura y arreglos, muy diferente a las originales, sí lo es la producción y la orientación que le ha dado cada uno de los vocalistas que participan en la obra. Nada menos que casi una veintena de cantantes han participado en el cd, entre ellos gente como Nicke Andersson (THE HELLACOPTERS), Jello Biafra, Bobby Gillespie (PRIMAL SCREAM), Mark Lanegan, Joe Cardamone (THE ICARUS LINE) y un amplio elenco de artistas más que vienen a suplir la ausencia de Iggy, y que dan su toque personal a un disco variado por ello, y que no cae por este mismo motivo en la inconsistencia formal.

Estamos realmente ante un disco de THE STOOGES sin Iggy Pop, quien sigue disfrutando de su año sabático, más teniendo en cuenta que James Williamson se rodea de los demás compañeros de gira. Quizás por esto (un disco de THE STOOGES sin Iggy no es realmente un disco de THE STOOGES), Williamson lo ha decidido presentar como un álbum en solitario, a pesar de que las canciones, casi íntegramente, están compuestas por él mismo y por Iggy en aquella lejana época.

Y digo al principio que Re-licked puede chirriar a los oídos del bueno de Iggy no por editarlo bajo su ausencia (creo que, de hecho, ha declarado que no le importaba que se publicara un disco de THE STOOGES sin él), sino por el resultado. Ya en 1973, con la grabación definitiva de Raw power, no quedó satisfecho (la mezcla se hizo en Los Ángeles, lejos de su alcance, quien proyectaba un sonido aún más crudo para el disco). Quizás por eso hay que recordar la polémica que surgió con el álbum (aparte de ser un disco cargado de provocación y contenidos sexuales), y es que llegó a circular, en forma de bootleg, una versión llamada Rough power, con las mezclas de Iggy. De hecho, en 1997 vio editada, a través de Sony, una versión remezclada personalmente por él, y que representaba cómo debía haber sonado el disco en su día.

Siguiendo el largo hilo que nos ha mostrado la polémica de aquel álbum con respecto al sonido, he de decir que Re-licked tiene una producción bastante más limpia que aquellas grabaciones de antaño, dotando al disco de un efluvio a hard rock más que a punk rock. De hecho aquella versión de “Raw power” que incluyeron GUNS ‘N’ ROSES en su Spaghetti Incident? (1993) sonaba más punk rock que Re-licked en su totalidad.

Pero ya no solo por la orientación que le da cada cantante a cada composición (entre todos ellos me quedo con el toque personal de Carolyn Wonderland) o por la inclusión de piano, órgano e instrumentos de viento, sino por los temas en sí. Sí, es cierto que “Scene of the crime”, “I got a right”, “Gimme some skin” o “Rubber leg”, corte este último tremendamente acelerado donde el piano es el auténtico protagonista, podrían haber sido incluidos sin mucho lavado de cara en Raw power, pero canciones como “Open up and bleed” (bastante soul con toques hard rock y country), “She creatures of the Hollywood hills” (netamente psicodélico con aportaciones jazzísticas) o “Wild love” (rock más radiable) difícilmente tendrían su hueco en aquel mítico álbum según están concebidas para Re-licked.

Quizás lo más crudo lo tenemos en las últimas canciones, las correspondientes a caras B y bonus track alternativos, donde podemos escuchar desde “Heavy liquid” (donde se nos muestra un hard rock & punk rock de unos ROLLING STONES acelerados) hasta “Cock in my pocket”, quizás el tema más punk del disco en cuanto a resultado final en todos los sentidos.

Es cierto que un trabajo de THE STOOGES, en este caso firmado como James Williamson, difícilmente tendría cabida en un webzine como el nuestro, pero Re-licked tiene más de hard rock que muchos discos juntos de gente como Bowes & Morley (THUNDER) o Ian Gillan (DEEP PURPLE) en solitario. Estamos ante un disco que gustará a los amantes del punk rock y que convencerá a los seguidores del hard rock. ¿Y al bueno de Iggy? Esa ya es otra historia. Se admiten apuestas…

firmatopo

Comparte:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

COMENTARIOS