FRENZY (ESP) – Blind justice, 2019

Enlaces: Facebook

Que la década de los ochenta constituyó la edad dorada del heavy metal es una verdad consensuada en la comunidad de personas aficionadas a esta música. En este período el género terminó de cristalizar y comenzó a diversificarse, y muchas de las obras que aún hoy tantas bandas toman como referencia fueron publicadas en aquella mágica época. Actualmente, sin embargo, muchas personas metidas en el mundillo conocemos los ochenta sólo de oídas, de lo que hemos podido leer o lo que nos han contado quienes nacieron antes y lo vivieron plenamente. Yo llegué a pillar la década de los ochenta por los pelos, pero antes de que terminase me dio tiempo a hacer algunas cosas bastante importantes, como empezar a aprender a hablar, a andar o a leer. Esto último sucedió en gran medida gracias a otro medio de entretenimiento que era muy popular en aquellos años: los cómics de superhéroes.

La banda de la que hoy hablamos integra con éxito esta fuente de inspiración en un estilo obviamente deudor de las formas clásicas. FRENZY es una banda con una trayectoria relativamente corta, aunque algunos de sus miembros ya tocaron juntos en STEEL HORSE, por lo que podemos suponer que éstos son en cierta medida el resultado de la separación de aquéllos. Retóricas aparte, FRENZY sacó en 2016 un EP de presentación titulado Lethal protector en el que quedaban claras sus señas de identidad: heavy metal ochentero sin tapujos pero variado dentro de las formas clásicas y con letras inspiradas en el mundo del cómic. El propio título del EP homenajeaba a la primera serie limitada del personaje de Veneno (Venom) y los temas hablaban de Sin City, Hulk, etc.

Aunque Lethal protector fue un buen trabajo, no dejaba de ser una presentación sin grandes pretensiones de desviarse de su función primaria. O al menos esto es lo que podemos suponer en retrospectiva, puesto que los temas de Blind justice son en mi opinión mucho más efectivos y completos. Contando con algo menos de cincuenta minutos, el grupo se permite mostrar muchas facetas diferentes dando lugar a lo que se percibe como un comentario sobre el heavy metal y su vigencia actual.

Un aspecto que se ha cuidado a conciencia ha sido la presentación del álbum. El libreto, diseñado por Javier Pastor con ilustraciones de Mike Mora, se ha planteado como un cómic, con sus viñetas y bocadillos mostrando las letras. Los personajes que aparecen tienen pequeñas modificaciones, probablemente para evitar problemas legales, pero su inspiración es evidente, incluyendo referencias a viñetas clásicas e icónicas. El héroe titular de Blind justice (y del tema homónimo que abre el disco) es obviamente Daredevil, uno de los personajes más dramáticos de Marvel (y protagonista de una magnífica serie de televisión tristemente cancelada hace poco). Además de los clásicos héroes de Marvel o DC, FRENZY encuentra inspiración en obras ajenas a la temática superheroica, como el From Hell de Alan Moore.

Pero los grandes protagonistas de Blind justice son los temas que lo componen. Como comentaba más arriba, son muy variados y todos tienen una identidad propia y reconocible. Los temas más potentes, como “Blind justice” o “Velocity”, se acercan al speed metal o al power ochentero, mientras que “Mad ball” o “Killing with a smile” (esta última con un tono vacilón que pega curiosamente bien con el personaje en el que se inspira) muestran una cara más hard n’ heavy. Las referencias a los mutantes de Marvel aparecen en “Save me” y en “We are the future”. Esta última es mi favorita del disco junto con “Blind justice”. Precedida por una intro y contando con unos coros que aumentan la sensación de solemnidad de su tempo contenido, es seguramente la más épica del álbum. Por otra parte vale la pena mencionar la pista de cierre, que se aleja del mundo del cómic para ofrecer un homenaje a una de las grandes señas de identidad del metal clásico: los solos de guitarra. “Shred or die” es la composición más larga del álbum y cuenta con una sucesión de solos, cortesía de un montón de guitarristas colaboradores, mucho más entretenida de lo que podría pensarse de antemano.

El álbum tiene un sonido bastante claro y sin demasiado artificio. El trabajo de grabación y mezcla ha corrido a cargo de Ángel Muñoz, bajista de FRENZY, y parece que incluso en este apartado han clavado el sonido clásico. Se encuentran especialmente bien integradas las pistas de guitarra de Víctor Díaz y Luis Pinedo, con mucho rango dinámico permitiéndoles tomar el protagonismo junto con la voz de Anthony Stephen. Las líneas vocales tienen un nivel técnico bastante alto, pero son raros los momentos en que el tipo intenta ir más allá de lo que el tema necesita. Da la sensación de que ha querido interpretar más que lucirse. Lo mismo pasa con la batería de David Ontanaya. En general, si nos ponemos a prestar atención a cualquier instrumento separándolo de lo demás nos daremos cuenta de que en FRENZY hay músicos muy buenos, pero está claro que en Blind justice han querido que sean las composiciones las que destaquen y no ellos.

Por lo dicho supongo que queda claro que Blind justice sobrepasa las expectativas levantadas por Lethal protector y muestra una progresión evidente en FRENZY. Si os gusta el heavy, ya sabéis a lo que venís: diversión garantizada. Está claro que este estilo no es hoy un fenómeno de masas, pero es muy gratificante ver aparecer nuevos grupos que lo defienden tan bien y con tanta honestidad. Excelsior!

Comparte:

COMENTARIOS