EMBELLISH – Blindead, 2012

Enlaces: MySpace Facebook Youtube Twitter

Tengo ante mí el nuevo trabajo de los catalanes EMBELLISH, grupo que se presenta a sí mismo como “la banda que revolucionó la escena Gothic/Darkwave en nuestro país”, una afirmación excesivamante pretenciosa a la par que arriesgada, puesto que cualquier evolución, corriente o cambio significativo en el estilo, ha sido fruto de la avalancha de grupos nórdicos, sufrida en los primeros años del nuevo siglo. Y aunque aquí hemos tenido buenas bandas, no hemos hecho más que crear réplicas más o menos fieles al original escandinavo.

Digo esto desde el punto de vista que me ha dado ser parte de esa “escena”, una escena que tras haber desaparecido totalmente desde finales de los ochenta, reaparece a principios de 2000 con una fuerza inusitada, pero olvidando por completo lo que grupos como SERES VACÍOS o DÉCIMA VÍCTIMA habían hecho por la “oscuridad” en este país veinte años antes y adaptándose por completo al sonido facilón y edulcorado de la nueva hornada noreuropea: HIM, NEGATIVE, CHARON, POISONBLACK, THE 69 EYES, TO DIE FOR, ENTWINE, FOR MY PAIN etc, etc… Sinceramente, me cuesta catalogar todo esto como Rock Gótico, ya que poco o nada tienen que ver en ocasiones con cualquiera de los grandes. Nombres como LOVE LIKE BLOOD, FIELDS OF THE NEPHILIM, BAUHAUS, CHRISTIAN DEATH o SKELETAL FAMILY tienden a aparecer como influencias, aunque el sonido de las nuevas bandas diste mucho de las supuestas fuentes de origen, tiñéndose de un empalagoso color de melodía comercial y consumible para todos los públicos.

Han pasado cinco años desde que EMBELLISH publicaron “Black tears and deep songs for lost lovers”, su primer larga duración, debut que los llevó a compartir escenario con las principales bandas europeas; THE 69 EYES, CHARON, LEAVES EYES… desde entonces no había tenido más noticias de la banda, a excepción de la edición en 2009 de “Black tears…Unplugged”, Ep que incluía cuatro versiones en formato acústico del mismo disco.

Blindead” posee un carácter mucho más personal y nutrido que “Black tears and deep songs for lost lovers”, evidentemente nos encontramos ante el mismo grupo, pero el paso de los años ha influido generosamente en el sonido del grupo, y aunque podamos encontrar múltiples referencias a las bandas nombradas anteriormente y que tanto han marcado su anterior trabajo, en este disco encontraremos más matices que antaño, incluyendo pasajes y arreglos electrónicos que aportan un sonido más actual.  Desde un primer  “Valley of broken smiles”  y su inicio sampleado que recuerda a DEPECHE MODE, hasta la pesarosa y típicamente TO DIE FORHeavens closed”, doce canciones repletas de melancolía y aflicción, amargura y consternación que son protagonistas en cada una de las composiciones. Elementos siempre presentes y que aportan al disco esa atmósfera lánguida y sombría, que se recrudece por momentos, como es el caso de “Bleed me”, tema a medio camino entre los PARADISE LOST de “Draconian Times“ o tal vez de “Believe in nothing” y unos LONDON AFTER MIDNIGHT en su papel más cautivador.

Una vez escuchado el disco, tengo la sensación de que ha resultado demasiado lineal, a excepción de unos pocos temas en los que el grupo parece querer alcanzar una dimensión distinta, como por ejemplo “Words of fire” en la que se llegan a acercar a un sonido propio de los KORN del “Untouchables” o “Issues”,  o como en el caso de la penúltima ”As I did”, tema que evoca en cierto modo a los inmensos LACRIMOSA.

En general, se aprecian dos puntos claros de referencia, me atrevería a decir que todo transcurre a medio camino entre HIM y SHAMRAIN, adoleciendo en general de un carácter más agresivo y potente, centrándose únicamente en una corriente lenta y pesarosa. Se trata de un trabajo que rebosa calidad pero que ha de ser disfrutado en reposo, pudiendo así apreciar los detalles de una brillante producción, protagonizada en todo momento por la voz de David Gohe. 

Un buen disco como digo, que encantará a los amantes del género y por qué no, a los nostálgicos de una escena que hace mucho tiempo que ha perdido su esplendor

Comparte:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

COMENTARIOS