ELEMENT OF CHAOS (ITA) – A new dawn, 2016

Enlaces: Facebook

Me imagino que para muchas personas amantes de las ideas extrañas y atrevidas y del metal progresivo en general, entre las que me incluyo, el pasado año 2016 pudo tal vez dejar, como a mí, un sabor en cierto modo agridulce. No porque el género careciera de lanzamientos importantes, que los hubo, sino porque no pareció haber tantas propuestas nuevas como sería deseable. Quizás simplemente lo que ocurre es que los trabajos más importantes acapararon demasiada atención mientras que cosas meritorias pero desconocidas no llegaron al alcance de nuestros detectores.

Uno de estos discos desapercibidos fue A new dawn. Sus autores, ELEMENT OF CHAOS, un sexteto de Roma que define su estilo como post-atomic avantgarde. ¿Qué quiere decir esto? Es difícil de explicar en pocas palabras, lo cual, por supuesto, siempre es una buena señal.

Lo que vamos a encontrar durante la mayor parte del minutaje de A new dawn es una mezcla de elementos básica sobre la que el grupo presenta una versatilidad estilística bastante interesante. Hay una base de riffs de guitarra pesados y llenos de groove basados en patrones percusivos y parecidos a breakdowns a los que se ha dado un par de vueltas de tuerca más. Este tipo de motivo, muy común en el metal progresivo moderno, se ve acompañado por voces de distintos registros (la conocida combinación de versos atonales y estribillos melódicos y pegadizos) y por unos teclados muy llamativos. Generalmente utilizan sonidos electrónicos que dan al disco un convincente aire futurista, pero también encontraremos un abundante uso del piano que nos recordará al mundo del gótico. Los demás instrumentos tienen menos protagonismo, aunque hay algunos momentos de técnica destacable.

Más allá de eso es muy complicado encontrar un denominador común en todos los temas. ELEMENT OF CHAOS utiliza elementos (valga la redundancia) de muchos estilos diferentes para enriquecer su propuesta. Podemos hacer comparaciones con grupos como SYBREED, FEAR FACTORY, SIKTH, MNEMIC o PERIPHERY, que ya son lo suficientemente distintos entre ellos como para establecer una referencia. Esto hace que A new dawn suene en ocasiones algo disperso, pero en general mantiene bastante bien la coherencia y la homogeneidad. La principal causa de esto es una especial capacidad para construir melodías y motivos pegadizos, siendo los estribillos melódicos el ejemplo más claro.

Si tengo que poner alguna pega al disco diría que el nivel de composición no se mantiene tan regular como debería. Hay temas muy efectivos, como «The second dawn of Hiroshima«, «Idiots lose control«, «Mutant circus manifesto» o «Sons of the atom«, pero otros se quedan simplemente en lo aceptable sin llegar a ser nada espectacular.

Más allá de eso A new dawn es un disco que, si bien deja notar las afinidades con otras propuestas, ofrece momentos muy interesantes. ELEMENT OF CHAOS es un grupo que está ya en un nivel alto, pero aún es una banda joven con margen para desarrollarse y asimilar mejor su particular mezcla de sonidos. No sé qué harán en el futuro, pero desde luego A new dawn merece una oportunidad por parte de cualquier amante del progresivo contemporáneo.

Comparte:

COMENTARIOS