DEFILED (JPN) – Infinite regress, 2020

Enlaces:

Cuatro años han pasado desde que DEFILED lanzara su anterior obra, el disco Towards inevitable ruin que salió igualmente con el sello francés Season of Mist (…AND OCEANS, CANNABIS CORPSE, NECRONOMICON…). Este es el sexto trabajo completo en su discografía, un número no demasiado alto si tenemos en cuenta que se formaron allá por 1992 en la tierra del sol naciente… como dice el dicho, unos tanto y otros tan poco.

Lo primero que me ha parecido al escuchar este álbum es que se han alejado algo de la brutalidad y el salvajismo de sus inicios. Pero que no cunda el pánico; si antes podían ser encasillados como brutal death, ahora pasarían a ser como mínimo death, nada más. Están los riffs que siguen teniendo esa marca de la casa, esa frescura, la originalidad y que andan salpicados de ligeras pizcas de grind, tenemos voces de ultratumba, una batería letal, contundente y martilleante…

Catorce canciones breves y certeras son las que conforman este nuevo Infinite regress, más directas y menos enrevesadas pero igualmente trituradoras. La técnica que desprenden tampoco es nada de lo que haya que olvidarse, un factor con el que siempre han contado y que se palpa desde la inicial «Divide and conquer«. El sonido que han conseguido para este material es un cañón. Estos tipos saben lo que se hacen, y con «Tragedy«, el tema más largo del álbum y siguiente en discordia, nos regalan uno de esos destacados que alberga un oscuro y al mismo tiempo acertado comienzo que te encandila a su manera y mantiene la atención hasta el final. «Masses in chaos» es intensa y asesina, una de mis favoritas, mientras que «Centuries«, por otra parte, arranca a ritmo de marcha militar y alterna ritmos entrecortados con pasajes veloces y aplastantes.

Para no ser menos, este nuevo trabajo también cuenta con algún cambio en las filas de este cuarteto japonés, si bien al cerebro del grupo y miembro fundador Yusuke Sumita (guitarra) le acompañan de su anterior andadura Shinichiro Hamada (guitarra y voz) y Keisuke Hamada (batería). El bajo en esta ocasión está tocado por Takachika Nakajima de los thrashers KING’S-EVIL, en los que además es el vocalista.

Como es habitual en ellos, la espectacular portada ha sido nuevamente realizada por Wes Benscoter (CATTLE DECAPITATION, MORTICIAN, VADER…), mientras que la mezcla y masterización han sido enviadas a los Morrisound Studios de Tampa (Florida, USA) con Jim Morris (DEATH, ICED EARTH, SEVEN KINGDOMS..).

Si sigues la carrera de este conjunto, no te defraudará Infinite regress, su nueva entrega, brutal como siempre pero incorporando influencias más propias de la escuela vieja. Si aún no los conoces, no te pierdas lo que es sin duda uno de los puntales de la escena death metal nipona.

Comparte:

COMENTARIOS