DARK ETERNITY – Selenia, 2011

Enlaces: Web Oficial MySpace Facebook

Es de justicia admitir que aunque los vigueses DARK ETERNITY no tienen una propuesta original, si es cierto que su música está a la altura y el nivel de cualquier banda de tipo medio escandinavo, véanse bandas de Death melódico, incluidos algunos toques de Black Metal, y es que mi sorpresa fue mayúscula al escuchar el primer corte cantado, llegando a pensar que me había equivocado, porque su inicio apestaba a Black Metal de forma escandalosa (en el buen sentido de la palabra), pero no divaguemos más sobre esto de momento y comentemos algo de la historia de la banda.

DARK ETERNITY no nació bajo este nombre, siendo en el año 2007 cuando varios músicos se unían para formar SHADOWS OF THE DEAD, sustantivo bajo el cual editaron una sola demo durante el año 2009, titulada THE LAST WAY TO THE END y grabada en los ESTUDOS DESAMPARADOS. Llegados a este punto deciden cambiar el nombre de la banda y es cuando aparece en escena el que pasean actualmente.

Es en este mismo año de 2011 cuando por fin deciden grabar su álbum debut, este SELENIA que ahora mismo está sonando en mi humilde cubil, grabación durante la cual el batería MANUEL RODRIGUEZ deja la formación, siendo inmediatamente sustituido por ELOI PASCUAL, músico con experiencia previa en bandas como SILENT KNIGHT o SUNVOID. Como centro de grabación elegían los BEDROON STUDIOS, aunque la masterización se realizaría en otros diferentes, MAFIA RECORDS STUDIOS para ser más concretos.

SUSPIRIA RECORDS ha fichado a una banda que tiene unas muy buenas ideas dentro de lo que es el Death Melódico en la escena española, gente que sin duda son seguidores de bandas como DARK TRANQUILLITY o los IN FLAMES de discos como CLAYMAN, o lo que es lo mismo, sonido 100% Gotemburgo, sin dejes Metalcore, Folk o Groove de los cuales si abusan bandas de nuevo cuño que dicen tocar Melodeath. Además el sonido está realmente trabajado, se expande limpio hacia tus oídos y se nota realmente trabajado.

Como contenido de SELENIA nos llegan siete cortes, y si soy sincero, no sé si decir que la duración es la correcta o que quizás se queda corta, con lo que te queda una sensación de equilibrio, pero hablando sobre dichas canciones empezaremos por la introducción, que curiosamente es la que da nombre al disco, en donde lo que predominan son las guitarras acústicas, con una melodía cargada de notas relajantes y unas voces de fondo cautivadoras, como las de las míticas sirenas de la Odisea.

Como contraste a su predecesora, REALM OF DARKNESS comienza de una forma totalmente abrupta, dejan la impresión de que estás ante una banda blackers, pero de ahí consiguen llevarte hasta una fuente de melodías, más aun de la mano de la gutural voz de RODRIGO, consiguiendo con sus riffs e intercambios melódicos crear una gran conjunción musical, recordándome pasajes del álbum CHARACTER de DARK TRANQUILLITY.

AEON da comienzo igualmente de una forma directa, donde lo que más destaca en su inicio es la batería, perdiendo luego parte del protagonismo de manos del hacer de las cuerdas de guitarra, cobrándose también su parte nuevamente la voz de este chaval, aunque la parte que más me gusta en la intermedia, donde parecen bajar el pistón durante un momento, justo antes del buen solo que incluyen.

Turno de BLANKET OF STARS, donde el inicio ya te muestra una canción de puro Melodeath, con nuevas reminiscencias de DARK TRANQUILLITY, sobre todo en las melodías de guitarra, algo menos oscuras, más joviales en algún que otro aspecto, aunque los riffs siguen la tónica pesada que llevan durante todo lo escuchado del disco hasta ahora, lo cierto es que es una canción que aunque está dentro de la línea a seguir por la banda, tiene cierto toque diferente a las demás.

Si algo deja claro BEFORE THE DAWN desde su inicio, es que es el campo de batalla perfecto para este batería, pero sin perder de vista las partes donde la guitarra aparece dejando de lado las melodías, regalándonos un solo rapidísimo en su inicio y nuevamente retomando las notas melódicas, todo un regalo para el oído, igualmente la voz de RODRIGO parece estar totalmente solapada a los instrumentos de sus compañeros, algo que va ejercitando durante todo el disco.

THE FATE OF HUMAN BEING va directa al grano, incluso se atisban reminiscencias thrashers en sus guitarras, consiguiendo una mezcla estilística bastante lograda, pero sobre todo su premisa es la rapidez imprimida desde el principio, donde nuevamente un punto fuerte es la batería.

Llegamos al final de este más que buen álbum debut de la mano de BENEATH A BLEEDING SKY, que vuelve a mostrar ciertos aires de Black Metal en su inicio, pero que poco a poco retoma la antorcha del Death más asequible en cuanto a melodías se refiere, pero eso sí, aquí se nota la bajada de intensidad con respecto a todo lo anterior, incluyendo incluso voces femeninas, que se intercalan con la de RODRIGO para crear una buena atmosfera, recordando en cierta media y salvando las distancias, a los mismísimos CRADLE OF FILTH, aunque me quedo con la parte de guitarra solista de esta canción, que deja unos muy buenos momentos.

Para ser sincero, no me esperaba que este trabajo tuviera tal calidad, cuando se me propuso hacer esta crítica tan solo un tema o dos habían llegado a mis oídos, pero ahora lo cierto es que no me arrepiento de haber escuchado todo el álbum al completo, me parece un debut de altura, algo que les pone el listón demasiado alto a los vigueses de cara a una continuidad con otro trabajo posterior. Desde luego para los amantes del Death Melódico de este país debería de ser una banda a seguir, sobre todo porque son bastante jóvenes y si ya con este debut han conseguido un buen trabajo, es posible que con el paso del tiempo, adquiriendo veteranía, puedan dar nuevos paso al frente, aunque de momento eso son solo especulaciones, lo tangible ahora mismo es esta buena presentación llamada SELENIA.

Comparte:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

COMENTARIOS