CYPECORE (DEU) – The alliance, 2018

Enlaces: Facebook Otro enlace

CYPECORE es una banda germana con más de una década de existencia y cuatro discos en su haber. A pesar de su veteranía no gozaba de una gran popularidad, e incluso habiendo recibido muy buenas criticas con el anterior Identity continuaba siendo un nombre desconocido para el gran público. Con este The alliance parecen apostar muy fuerte por enmendarlo.

Una de las características más llamativas estriba en el cuidado concepto en el que se apoya, cuyo leit motiv descansa sobre una visión postapocaliptica de una Tierra devastada tras una hipotética tercera guerra mundial en el año 2133. Este fatídico desenlace deja grandes áreas de la tierra contaminadas por la radiación, y a este efecto la estética de los miembros de la banda se adapta para representar este escenario. Tanto en sus actuaciones como en sus vídeos musicales aparecen ataviados con unos atuendos a medio camino entre las sagas de Mad Max y Soldado Universal. Estos incluyen pedazos de armadura envejecidos, recorridos por cables, tubos, gafas protectoras o máscaras de gas, además de unas tiras de luces anaranjadas que aumentan la sensación futurista y se han convertido en impronta de la banda.

Ellos  se autodenominan una banda de SciFi metal y su estilo general encaja dentro del death melódico, si bien incorpora elementos industriales y un cierto toque groove que los sitúa en una latitud cercana a la de nombres como FEAR FACTORY o DAGOBA. No cabe duda de que su sonido es directo, aunque no teme hacer uso ocasional de estructuras más complejas, como en el caso de “Aeons” o “Visions”. La marcha de su batería Tobas Derer supone un duro revés, ya que la versatilidad musical está cimentada sobre su excelente trabajo. En todo momento soporta al resto de componentes, ejerciendo de guía con una variedad inusitada de ritmos y recursos. Su contundencia y solidez es tal que logra tomar el control de una gran parte del álbum. Adicionalmente, el formidable uso de los pedales otorga una dimensión extra a las composiciones y se incrusta en la cabeza en todo momento. Junto a ella, la guitarra rítmica es machacona y carente de florituras al estilo industrial, aunque adopta por momentos un aire djent que percute constantemente el oído y encaja perfectamente con la estética postapocaliptica.

Por su parte Dominic Christoph es un vocalista potente y con personalidad, y en su vertiente más melódica no llega a mostrar una voz totalmente limpia, arrastrando siempre un deje rasgado. Este tono a medio quebrar logra ejecutar unos estribillos altamente pegadizos, que impregnan la memoria irremediablemente y piden ser reproducidos una y otra vez.

Líricamente no encontramos una fórmula arriesgada y lo cierto es que tampoco se hace necesario. Sobre un continuo despliegue de simbología distópica predomina un vocabulario directo que hace referencia a los restos de una civilización hecha pedazos y las fuerzas ingobernables que la dominan tras su derrumbe. Cabalgando entre la ira y la desesperanza, también hay tiempo para algunos arranques épicos que incitan a la rebeldía.

Este The alliance es una llamada a filas difícil de rechazar, que puede servir a CYPECORE para reclutar una tropa de infantería con la que conquistar las salas de medio mundo. Para alistarse no es necesario uniforme, arma ni bandera. Basta con poner el oído al servicio de la resistencia.

Comparte:

COMENTARIOS