BURNING WITCHES (CHE)- Burning witches 2017

Enlaces:

Pues aquí tenemos el primer álbum homónimo de la suizas BURNING WITCHES, que me han sorprendido bastante para bien.  Podría ir a lo fácil: coger la opción simple a la hora de reseñar una banda y compararla con la primera que se me viniera a la cabeza. Entonces caería otra vez en el tópico que tantas -y tan pesadas- veces  tenemos que oír algunas. Que si estas chicas tienen la fuerza de GIRLSCHOOL, que si para ser tías no lo hacen mal… Y es que parece muy triste que el factor de que este sea un grupo de mujeres sea el condicionante que nubla el sentido crítico de su sonido.

En este caso no solo creo que el grupo como tal esté de puta madre, que los temas molen, tengan gancho y que sea uno de estos discos que me pueda poner en mi casa tranquilamente, sino que no puedo evitar pensar que como banda todos sus componentes son plenamente técnicos y la composición es arriesgada. Ni en estilo, ni en técnica, ni en sonido podría compararlo con otro grupo de mujeres. Aunque quien arriesga no siempre gana, en este caso muchos temas se ven un tanto caóticos por el eclecticismo tan abusivo de la composición.  Pero las canciones están bien, arriesgan a mezclar sin salirse del rollo heavy clásico que tienen. “Black widow”, por ejemplo, es uno de los cortes más brillantes del disco. Y la voz, que recuerda en ocasiones a Halford está llena de rabia y desgarro, que es lo que en el fondo uno espera cuando escucha algo así. No solo tienen voces curradas, sino que también tienen buenos coros y unos solos de guitarra bastante interesantes como en “The deathlist” que tiene tintes más power, pero es un tema muy bien compuesto.

El general el disco está muy bien y los temas están bastante bien organizados, tienen una sucesión perfecta. Como un todo no puedo decir otra cosa, a pesar de tener pequeñas pegas en canciones concretas y sobretodo porque creo que sobra la versión de “Jawbreaker” de JUDAS PRIEST. Para mi gusto, creo que teniendo material para un álbum tal y como lo tienen, una “cover” es absolutamente innecesario. Especialmente cuando se nota tanto la influencia de este grupo. Por otro lado hay temas como “Save me” que parece que se desmarcan de la trayectoria del disco, bajando un poco el nivel.

Como cualquier otro primer disco de cualquier banda que podamos escuchar, no es perfecto ni mucho menos, pero las bandas evolucionan y aprenden de lo que se ha hecho bien y mal. Como grupo han logrado de sobra transmitir la potencia del heavy metal.

Comparte: