ABISME (ESP) – As fear falls in, 2020

Enlaces:

Procedentes de Cataluña y con un sano gusto por la ética DIY, ABISME aparecen aparentemente de la nada. Sólo aparentemente, puesto que se trata de una banda formada por personas con experiencia en otros grupos relativamente conocidos. As fear falls in constituye el debut del grupo, que ha decidido presentarse directamente con un trabajo en larga duración prescindiendo de demos, EP y demás. Esta práctica está cada vez más extendida, y no siempre da buenos resultados, pero es comprensible cuando se habla de un proyecto en el que participa gente con trayectoria. Cabe mencionar que la producción y hasta la portada son obra de Joan y Anna respectivamente, quienes se encargan de las guitarras y las voces a dúo en el álbum y podemos suponer que también de la mayor carga compositiva.

El sonido de As fear falls in puede traernos a la cabeza muchas cosas diferentes. Lo he visto frecuentemente categorizado como un disco de death/black metal, aunque personalmente considero que el estilo de la banda debe mucho al death metal más primitivo. El primer grupo que me vino a la cabeza al escuchar el comienzo de “Amoral era” fue MORBID ANGEL en la época de Covenant. A partir de esa época el death metal se diversificó mucho, y la influencia de los primeros álbumes puede percibirse tanto en el brutal death metal más intenso como en la rama más oscura, densa y basada en capas. ABISME parece comulgar mucho más con la segunda, aunque en el disco encontraremos también trazas de death/thrash más enérgico y salvaje y partes con espíritu punk que pueden recordar al viejo death metal sueco con su característico estilo explosivo, mientras que el sentido de la melodía de ABISME puede asemejarse a DEATH o a DISSECTION o incluso a algún grupo de Finlandia. En realidad veo la música de As fear falls in como una especie de compendio de ideas y enfoques clásicos típicos de muchos estilos diferentes de metal extremo, por lo que resulta un álbum que se presta a un análisis especialmente interesante desde sus influencias y referencias.

¿Cómo ha sido el resultado? Sinceramente, bastante bueno. No es un batiburrillo inconexo, sino un cóctel homogéneo que se deja beber muy bien. Naturalmente, Anna y Joan son quienes acaparan la mayor parte del protagonismo y cuyas interpretaciones tienen la culpa de que As fear falls in conserve un hilo conductor estilístico: sus líneas de guitarra llevan la dirección de unos temas basados primordialmente en riffs y texturas, mientras que la batería y el bajo se mantienen en un papel de servicio a la composición cumpliendo adecuadamente, aunque tengo que decir que el bajo apenas se oye en la mayor parte del disco, salvando un pequeño detalle en “What open eyes brings” (no estoy seguro de si el error de concordancia en el título es intencionado) y la batería recurre demasiado a menudo a un doble bombo que acaba resultando monótono. Las voces merecen una mención aparte. La combinación de timbres y los rasgados claramente diferenciados de Anna y Joan aportan variedad a una interpretación que seguramente habría sido mucho más repetitiva y menos interesante de haber sido obra de una sola persona. Esto hay que tenerlo en cuenta porque la banda parece dar bastante importancia a las líneas de voz. La versión que tengo del disco no incluye las letras, pero está claro que son un apartado importante para ABISME, porque se incluyen muchas partes con letra en los temas, muchas veces sin que sea necesario, y la propia mezcla enfatiza las voces sin integrarlas del todo entre los instrumentos.

El hecho de no ser un trabajo especialmente largo (algo menos de cuarenta minutos) funciona a su favor, haciendo que resulte dinámico y entretenido y se pueda escuchar de fondo sin acabar aburriéndonos demasiado. A esto habría que añadir una sorpresa en forma de pista de cierre de la que no voy a hablar porque prefiero que lo escuchéis por vuestra cuenta. No obstante, si llevamos a cabo una escucha más activa y prestamos atención obtendremos compensaciones mucho mayores. A pesar de su apariencia monolítica y opaca el disco está lleno de detalles y cambios. El protagonismo de los riffs como unidades de avance en las estructuras de los temas revela que sí hay un aspecto en el que ABISME sigue los procedimientos contemporáneos: el planteamiento de cada composición y el orden de las partes que lo forman es muy libre y errático. Como ocurre con muchas bandas de death metal, esto se convierte en el punto fuerte y a la vez débil del grupo: fuerte porque si prestamos atención el disco nos ofrece ideas nuevas constantemente; débil porque la identidad de cada tema por separado, en lugar de como parte de un todo mayor, se difumina inevitablemente. De todas formas es muy posible que esta fuera precisamente la intención de la banda.

As fear falls in tiene, como cualquier primer disco, un margen de mejora visible que, según mi manera de entender las cosas, pasaría por trabajar las transiciones y variaciones para reforzar el sentido de composición completa, y quizá insuflar algo más de variedad en la sección rítmica. Por lo demás, es sin duda un debut prometedor con ideas tan directas como efectivas. Gustará a quienes disfruten con el death metal más oscuro y atmosférico que agresivo o brutal, y en general a amantes del metal extremo más genuino.

Comparte: