MARTHYRIUM – Beyond the thresholds, 2017

Enlaces: Facebook BandCamp Otro enlace

Conocí a MARTHYRIUM hace unos cuantos años ya, no recuerdo el punto exacto, pero se me quedó en la memoria cierto sentimiento de rabia. Rabia porque escuché su única demo y su solitario EP, Rites of vengeance and darkness y Morbid omen of devastation y me supieron a muy poco, apenas seis temas completos entre ambos lanzamientos. Su black metal fuertemente inspirado por la escuela finlandesa no mostraba nada nuevo, pero qué bien estaba hecho, con auténtico cariño y devoción. Un sonido crudo, pero sin llegar al extremo ininteligible, ni a la pulcritud extrema, pero me ensimismó desde el primer minuto.

Después de eso, los lanzamientos se mostraban con cuentagotas, un split con ERED con un sólo tema, y otra canción publicada en su bandcamp, titulada “Gospels of death”. Suponemos que los gallegos querían llevar la filosofía de “más vale calidad que cantidad”, pero ya deseábamos tener un álbum completo, y más les valía, si no querían adquirir la etiqueta maldita de grupo de culto.

Ha sido sorpresa al escuchar Beyond the thresholds, pero no ha sido excesiva. Y es que el grupo, simple y llanamente ha evolucionado bastante en estos años de silencio. Si en sus trabajos previos miraban más a las escuelas nórdicas, actualmente se enfocan más en Francia y en Polonia. Ahora por ejemplo, les encuentro más similitudes con ANTAEUS o BLAZE OF PERDITION, con un sonido ligeramente cavernoso y fantasmagórico, donde el ambiente es una parte más fundamental que en otras escuelas, pero sin llegar a los extremos del black más atmosférico, como algunos trabajos de BLUT AUS NORD o sin llegar al black ultra denso de DEATHSPELL OMEGA. En otras palabras, se quedan en un acertado punto medio, que provoca que el álbum pase volando.

Si bien puede sonar tópico el final del párrafo, no menos cierto es que, cortes como “Temple of flesh”, o “Towards de crimson darkness”, de ocho y siete minutos respectivamente, están perfectamente construidos. Con una utilización idónea de recursos, pasan del medio tiempo al tiempo rápido (y viceversa) con sencillez, suben y bajan velocidades de manera progresiva, con precisión casi quirúrgica (los primeros minutos de “Towards of crimson darkess” son un ejemplo perfecto de cómo controlar el tiempo de manera perfecta) con el fin de generar esa atmósfera malsana de la que antes hablábamos.

Una de las características de MARTHYRIUM era su producción, sucia pero sin excederse; lo suficiente para que no condicionase tu escucha y puedas concentrarte en la música. Sin embargo, más de uno se echará las manos a la cabeza cuando vea que el archiconocido Javi Félez ha mezclado el disco en sus Moontower Studios, con lo que se puede esperar un sonido claro y profesional. ¿Que se ha perdido parte de ese sonido cerdo de antaño? Pues sí, pero teniendo en cuenta las composiciones del grupo, ese tipo de producción entraba dentro de la lógica. No se habría aprovechado el sonido fantasmagónico que el grupo quería sacar, ni de lejos. Además de que es un disco mucho más detallista. Y, entrando de nuevo en tópicos, cuantas más escuchas, más elementos se desvelan que en primera instancia pasaron desapercibidos. Posiblemente habría sido una obra mucho menos fluida, y más aburrida. Como decíamos antes: evolución.

Una introducción y un outro, más cinco canciones propiamente dichas, impera, una vez más, la calidad que cantidad. Media hora muy intensa, sin interrupciones, un golpe tras otro, todo perfectamente construido. Aunque, como hemos dicho, la escuela polaca y francesa tienen una alargada sombra, la personalidad de MARTHYRIUM va lentamente forjándose.

No obstante, tras varias escuchas, da la sensación de que nos encontramos ante el final de un capítulo. Por la calidad de los cortes, se nota que llevan años cociéndose entre salas de ensayo y conciertos, y por fin se han graduado en una grabación profesional. El final de un primer camino hasta el disco debut, que no ha sido precisamente corto. Queda ver en un futuro no muy lejano, qué realizarán MARTHYRIUM, el camino que escogerán, su sonido… Por lo pronto pueden mantener la cabeza muy alta.

Comentarios

MAS NOTICIAS

Comentarios